A la nueva división de nuestro fútbol, la Primera RFEF, han llegado cuatro viejos rockeros que estarán entre los equipos más fuertes de la categoría: Sabadell, Castellón, UD Logroñés y Albacete. Han aterrizado tras descender de LaLiga Smartbank. Son cuatro entidades históricas que se marcan el objetivo de conseguir un ascenso y de convertirse en los equipos a batir en el nuevo ejercicio. Suban la música porque empieza el rock & roll.