The Observer, el periódico inglés, lo sintetizó muy fácil: entre las 50 “cosas” deportivas que debes hacer antes de morir, la primera de todas es ver un River-Boca en Buenos Aires. Otro medio de Inglaterra de renombre, como el Mirror, lo ubica como el mejor derbi del mundo. Y podríamos seguir con estos rankings sobre los dos clubes más representativos de la Argentina, donde la opinión es unánime: no hay nada como el Superclásico. 

¿Qué motiva esta rivalidad de renombre mundial? Son muchísimos los aspectos destacables en la historia del superclásico pero agrupemos todo en tres características que los distancian: primero, el desarraigo de River, ambos nacieron en el mismo barrio, luego River terminó emigrando hacia el norte de la ciudad (Boca también pero volvió); segundo, mantienen a todo nivel una disputa inclaudicable a lo largo de décadas sobre quien tiene la hegemonía del fútbol argentino y la sus hinchas se odian incondicionalmente.

River y Boca juegan el campeonato argentino, juegan en general las copas internacionales y la nacionales. Sus hinchas, dirigentes, jugadores e incluso los periodistas, viven la rivalidad de una manera especular: importa tanto lo que sucede de un lado como lo que sucede del otro. Y además, juegan un campeonato aparte cada vez que se enfrentan. Hay clásicos de mayor o menor valía pero cada uno tiene un valor propio. En muchas situaciones uno puede venir peor que el otro, pero obtener una victoria ya implica “salvar el año” y perder es un estigma fuerte que puede durar mucho tiempo.

Sobre esta base se ha cimentado un historial de enfrentamientos que ya lleva 108 años años de historia desde aquel River 2 Boca 1 en el año 1913. Desde entonces ha pasado absolutamente de todo: un primer superclásico profesional incompleto porque terminaron todos. las trompadas; goleadas memorables por uno y otro lado; partidos espectaculares como un River 5 Boca 4 de 1972, quizás el mejor clásico de la historia; enfrentamientos entre Diego Maradona jugando para Boca y Mario Kempes para River; superclásicos increíbles también en Copa Libertadores, donde se jugó el partido de fútbol más emblemático entre clubes del fútbol argentino: el recordado 3-1 en el Santiago Bernabéu en 2018 ante los ojos del mundo. Podríamos seguir hasta el cansancio, la historia de River y Boca es tan rica como eterna. 

Boca se impone en los enfrentamientos ubicándose 5 partidos por encima de River: de un total de 256 encuentros oficiales el Xeneize ganó 89 veces, el Millonario lo hizo en 84 ocasiones y empataron en 83 oportunidades. Este clásico del 3 de octubre será el quinto choque en lo que va del año, todos fueron empate aunque Boca eliminó a River por penales en la Copa Diego Maradona y en la Copa Argentina. 

A pesar de esta dos eliminaciones en estos torneos menores, no cabe dudas de que el entrenador de River, Marcelo Gallardo, es el hecho maldito en la historia de Boca. Su llegada al banco de River trastocó de manera decidida una un curso de acontecimientos que era más favorable al Xeneize en el último tiempo. A pesar de ello, el exitoso director técnico de River, ganador nada menos que de 12 títulos con la banda roja, no ha obtenido aun un título de liga, quizás su mayor pagaré. Hoy, marcha en segunda colocación a dos puntos del líder, mientras que Boca, en alza desde que Sebastián Battaglia es el nuevo entrenador, se ubica en el sexto lugar a seis puntos de River. Algunos auguran que quien gane este partido se quedará con el título de liga.

La actualidad del fútbol argentino no es la mejor. La fuga de talentos se da de manera cada vez más temprana y la economía del país no ayuda a que los mercados de pases tengan nombres que hagan la diferencia. Los clubes deben adecuarse a esta realidad y básicamente hacer lo que pueden. River ha sufrido el éxodo de importantes jugadores y los ha reemplazado con piezas que no han encajado del todo. Hoy su equipo se sostiene en la experiencia del ex Valencia, Enzo Pérez y en su arquero Franco Armani, jugador de la Selección Argentina. Además, ha encontrado cierta confianza en su defensa con el chileno Paulo Díaz y el central de la Selección de Paraguay, David Martínez. El estupendo momento de otro jugador del seleccionado argentino, Julián Alvarez, de pronto desembarco europeo seguramente, es una de las mayores cartas del equipo de Gallardo.

Boca se ha desprendido de históricos en el último tiempo, pero también tiene lo mejor en sus defensas centrales: Izquierdoz y el mundialista Marcos Rojo blindan al equipo de Battaglia y se apoyan mucho en mediocampistas jóvenes y dinámicos que van rotando en el primer equipo. Es Cristian Pavón hoy su mejor carta de ataque y tal vez las intervenciones del colombiano Cardona sean el salto de calidad de un equipo que se apoya más en la solidez que en el lucimiento. River es el equipo más goleador del torneo y Boca uno de los que menos goles reciben. Veremos qué puede prevalecer en el quinto choque entre ellos del año. 

River Boca, para los hinchas, una felicidad sin medida o una tristeza incontenible de acuerdo al resultado. Para el neutral: el mejor partido del mundo. 


¿Dónde ver el River-Boca en España?

El River-Boca podrá verse en España a través de play.footters.com el domingo a partir de las 22.00h. (hora española). Desde las 21.00h. iniciaremos una previa dirigida y presentada por Matías Palacios donde repasaremos la historia de este gran duelo entre los dos colosos del fútbol argentino.

¿Dónde puedo ver Footters?

Seguimos trabajando para acercarte el mejor fútbol y, por ahora, puedes ver Footters en tu móvil, tablet, PC y Smart TV. Comprueba los requisitos de cada dispositivo en este enlace.

¿Cómo contrato Footters?

En Footters contamos con 2 tipos de suscripciones: plan mensual y plan de temporada regular: Suscripción Mensual por 9,99€/mes: Con este plan podrás disfrutar de todo Footters durante 30 días naturales desde el día de contratación. Se renueva automáticamente mes a mes. Puedes cancelar cuando quieras.